Breves


Inicio
Inicio del culto y la liturgia parroquial. Mayo 2020 PDF Imprimir E-mail

foto

 Un saludo fraterno.

1.      A todos nos alegra que esta pandemia vaya siendo controlada y vayamos recuperando, aún con reservas y precauciones, las actividades habituales de nuestra vida común. Todos llevamos dentro la herida de quienes han muerto y de sus familias. Es nuestro el dolor de quienes ya son, y serán víctimas de la difícil situación social y económica que ya estamos viviendo y que nos espera. Admiramos y agradecemos la entrega de quienes trabajan en hospitales y centros de salud. Valoramos el esfuerzo de quienes hacen posible que no nos falte lo necesario, y el comportamiento ejemplar de la mayoría de la ciudadanía. Albergamos la esperanza de que quienes investigan avancen en la consecución del remedio ante el daño causado por este coronavirus, y puedan elaborar la necesaria vacuna preventiva.

1.     Por lo que toca a las celebraciones en nuestra parroquia, según las fases indicadas por el gobierno, podíamos haber iniciado el día 11 de mayo. Esto según la normativa gubernamental. Desde el Arzobispado se indicó que “esto siempre teniendo en cuenta las diversas circunstancias de cada comunidad parroquial y de los sacerdotes que las atienden”.

2.    En nuestra parroquia, hemos comenzado el culto y la liturgia el 23 y 24 de Mayo, después de haber desinfectado y limpiado la Iglesia, la Capilla y las estancias que más se utilizan, además de la implicación y el compromiso de personas de la comunidad, a las que agradecemos ya desde ahora, su generosidad y entrega.

3.     Teniendo en cuenta lo dicho y las diferentes normativas, os informamos de los siguientes puntos:

·       Os invitamos a las personas mayores, enfermas, en situación de riesgo, ya sean ellas o su entorno familiar, o con antecedentes de dolencias que les hacen especialmente vulnerables, que valoren, muy seriamente, la conveniencia de no salir de sus domicilios para venir a la Eucaristía.

·       Los domingos, el horario de las eucaristías es a las 9:00, 11:00, y 12:30 de la mañana. Por la tarde sabéis  que no hay.

                       Los sábados, a las 11:00 de la mañana y a las 7:30 de la tarde.

                       Los días laborables, a las 11:00 de la mañana.

·         Se pueden celebrarlos los demás sacramentos en los horarios establecidos.

·         El aforo de nuestra parroquia, mientras no se diga lo contrario, será de 160 personas.

·     En cada Eucaristía se ofrecerá gel hidroalcohólico, a la entrada y salida del templo parroquial. Tanto la entrada como la salida se harán guardando la distancia señalada.

                       Se hace necesario el uso de mascarilla con carácter general.

                       Las personas ocuparán los bancos en el lugar de las pegatinas.

                       La comunión se dará en la mano, siguiendo el orden que se establezca.

·      Después de cada celebración, haremos una limpieza de los bancos utilizados.

Espero que comprendáis estas medidas, algunas de las cuales, ya las estamos cumpliendo en otros espacios y actividades. Pensemos que el objetivo fundamental en cualquier actividad, incluida la celebración litúrgica de la parroquia, debe ser garantizar la salud.

Más allá de las molestias que puedan suponer el cumplimiento de estas medidas, no olvidemos que lo más importante es la salud, y es fundamental la responsabilidad de todos. Es necesario que cuando se pida colaboración, tengamos todos, buena disposición. Las personas voluntarias han de ofrecerse con total libertad, y sin crear el mínimo conflicto en el entorno familiar.

Cuidaros y un abrazo con el deseo de encontrarnos y de vernos sanos y fuertes.

                                Javier Vidaurreta.

 
Siguiente >
© 2020 Parroquia San Esteban y San Pablo